www.gacetaslocales.com

El edificio del Ivima llevaba abandonado 17 años

Desalojada sin incidentes La Osera de Usera

La Osera de Usera fue ocupada en octubre de 2011. (Foto: Miguel G. Rodríguez)
La Osera de Usera fue ocupada en octubre de 2011. (Foto: Miguel G. Rodríguez)
miércoles 22 de octubre de 2014, 12:40h

Nueve meses después de su ocupación por la Asamblea Popular del 15M de Usera, ha llegado la orden de desahucio impulsada por la Comunidad de Madrid, y la policía ha desalojado un inmueble que llevaba 17 años abandonado por el gobierno regional. Los ocupantes, entre mensajes de apoyo del vecindario en las redes sociales, han convocado una reunión a las ocho de la tarde frente a La Osera, en la calle Visitación.

Este jueves,  5 de julio, el Ivima obtuvo el mandamiento judicial para el desahucio del antiguo y fallido teatro de Almendrales, en Usera, y con fuerte presencia policial -unas 15 furgonetas se dieron cita en la estrecha calle de Visitación- el centro social fue desalojado sin incidentes: sólo una persona se encontraba en el interior, debido a lo temprano de la hora.

El colectivo de La Osera ya se ha dirigido a los vecinos que apoyaron este "proyecto de liberación y autogestión" en Usera para pedir su solidaridad, y para anunciar que, pase lo que pase, el proyecto "seguirá adelante y la reclamación del edificio también, por más que le pese al director gerente del Ivima, Juan Van Halen", al que señalan como "primer responsable".

Los miembros de este centro social autogestionado han convocado, para las ocho de la tarde, una concentración ante el antiguo y fallido teatro para mostrar su rechazo al desalojo y planificar el futuro del colectivo.

Fuentes de la Consejería de Medio Ambiente y Vivienda, por su parte, señalaron a Europa Press que hace año y medio se envió un escrito al Ayuntamiento de Madrid para "diseñar el futuro del edificio", aunque ha día de hoy no hay ningún plan confirmado.

Inicios

Cuatro plantas, unos 3.000 metros cuadrados, llenos de escombros y suciedad. Eso es lo que encontraron los vecinos que entraron  en el inmueble, sin terminar desde 1999,  con idea de recuperar este espacio para los ciudadanos, ya que el Ivima, propietario del inmueble, no era capaz de convertirlo en el proyectado teatro. Tras semanas de trabajo voluntario, consiguieron limpiar y organizar un centro que ha estado ofreciendo todo tipo de actividades lúdicas, educativas y reivindicativas al barrio.

Aunque al principio el vecindario andaba preocupado por la posibilidad de que los "okupas" causaran perjuicios, muchos les han apoyado y acudido a las actividades organizadas en la rebautizada Osera.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Gacetas Locales

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.