Edición 7
18 de julio de 2019, 13:08:13
Especiales

Consejos de los pro y los contra de esta decisión


Hermanos: ¿en el mismo campamento o en campamentos separados?

Por Carlota García-Ruiz

Cuando tenemos varios hijos, nos encontramos ante la duda de no saber qué hacer, si enviarlos al mismo campamento o a campamentos diferentes. Hay veces que es difícil cuadrar vacaciones, presupuestos, fechas de salida, destinos…Por este motivo puede que pensemos que es mejor que vayan juntos al campamento, para ahorrarnos quebraderos de cabeza.


Pero también tenemos que pensar en ellos, ya que lo fundamental es que disfruten del campamento de verano y realicen todas aquellas actividades que les resultan motivantes y enriquecedoras.

Para los padres puede resultar la solución más cómoda, pero hay que tener en cuenta si el campamento se ajusta a la edad, gustos y necesidades de cada uno de nuestros hijos.

Mejor, separados

También nos ayuda pensar que van acompañados, si tienen algún problema en el campamento tendrán a su hermano para ayudarle. Pero, tampoco es algo en lo que debamos centrarnos al tomar la decisión, porque si tienen problemas los monitores están en el campamento para ayudar a los chavales y solucionarlos.

Y si son mellizos, ¿qué hacer?


Para la mayoría de los psicopedagogos, en el caso de los mellizos siempre es importante tener en cuenta la individualidad de cada uno. Por eso no se recomienda en absoluto vestirlos con la misma ropa, por ejemplo. Para otros especialistas, es claramente mejor escolarizar a los mellizos por separado, ya que esto sienta las bases para que cada uno desarrolle su propia identidad. También ayuda prestar atención a cómo reacciona el entorno.

En numerosas ocasiones, el hecho que los hermanos estén juntos puede hacer que ninguno de los dos se desarrollen por completo, porque se mantienen los lazos de dependencia y, con los campamentos, se pretende todo lo contrario. Puede que el hermano mayor sienta la responsabilidad de cuidar al pequeño y este pendiente de su hermano, por lo que, quizás, no pueda disfrutar completamente de todas las oportunidades e interacciones que les ofrece el campamento.

Mundos opuestos

Otros de los aspectos que hay que tener en cuenta a la hora de valorar si van o no juntos es que nuestros hijos pueden tener diferentes gustos y personalidades con lo que puede que el mismo campamento no sea el adecuado para ambos.

De esta manera, puede que a uno de nuestros hijos le guste más el fútbol y el otro prefiera realizar actividades acuáticas. Habrá que tener en cuenta los gustos e intereses de nuestros hijos para que disfruten al máximo en el campamento.

Aunque los hermanos tengan más o menos la misma edad, ir a diferentes campamentos les ayudará a desarrollarse mejor individualmente y hacer amigos con mayor facilidad.

Pero, como siempre, los padres son los que mejor saben que les beneficia a sus hijos, porque son quienes los conocen al 100%, así que no hay nada como dejarse guiar por lo que uno cree y decidir en base a eso. Seguro que acertáis con la decisión...

Gacetas Locales.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.gacetaslocales.com