www.gacetaslocales.com

La buena alimentación y el ejercicio moderado son algunos de los consejos de los expertos

Sueño y rendimiento académico

Sueño y rendimiento académico

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Los adolescentes que duermen poco entre semana pero mucho los fines de semana –incluso hasta dos o tres horas más– registran un menor rendimiento académico y cognitivo que aquellos que descansan de forma más regular. La situación se agudiza en el caso de las chicas. Es la principal conclusión de un estudio dirigido por la Universidad Complutense de Madrid (UCM), en el que han analizado los patrones de sueño, las habilidades cognitivas y las puntuaciones académicas de 796 jóvenes de entre 12 y 16 años.

Los expertos denominan jet lag social al desajuste entre el reloj biológico y el social. Una de las formas de medirlo es calculando el punto central de sueño de la semana respecto al del fin de semana.

“Es comparable al jet lag del viajero cuando atraviesa varios husos horarios: la tendencia a la vespertinidad (marcada por el reloj biológico) entra en conflicto con el adelanto de la hora de entrar al instituto (fijada por el reloj social)”, explican.

La investigación revela que una mayor irregularidad del sueño se asocia con peores notas y un menor rendimiento en las habilidades cognitivas verbales, espaciales, de razonamiento y numéricas, asociaciones que fueron mucho más claras en las adolescentes.

La edad ‘roba’ sueño

El estudio muestra cómo los participantes, estudiantes de la ESO de tres institutos públicos de Madrid, duermen menos según van cumpliendo años: de una media de ocho horas y media con 12 años pasan a no llegar a ocho cuando tienen 16.

Aunque el tiempo de sueño ha sido muy estudiado en relación con el rendimiento académico y cognitivo, hasta ahora no existía ningún trabajo que analizara cómo la irregularidad de sueño durante la semana y el fin de semana afectaba al rendimiento en un contexto natural (fuera del laboratorio) y diferenciando entre sexos.

“Dada la distinta velocidad de desarrollo en la pubertad de chicos y chicas, era necesario analizar estas relaciones para cada uno de los sexos”, mantienen los responsable del estudio.

Consejos para una buena calidad del sueño en niños

• Una rutina marcada ayuda a conciliar el sueño: acostumbrar a los niños a una serie de horarios para acostarse y levantarse les ayudará a dormir mejor y a rendir mejor en el colegio. La rutina también es importante en la práctica de ejercicio, “realizarla los mismos días de la semana y a la misma hora, lo más alejado posible de la hora de acostarse.

• Fomentar una dieta rica y variada, es fundamental para el bienestar del niño. Es importante evitar alimentos pesados en la cena, que perjudiquen el descanso.

• La práctica de ejercicio físico moderado ayuda a conciliar el sueño, además de a reforzar la sociabilidad del niño y mejorar su bienestar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Gacetas Locales
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.