www.gacetaslocales.com

Durante el verano, la piel requiere de altas dosis de agua, vitaminas
y antioxidantes

Alimentos que favorecen un bronceado 10

Alimentos que favorecen un bronceado 10

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Durante el verano, la piel requiere de altas dosis de agua, vitaminas y antioxidantes, no solo para defenderse de los radicales libres, que se multiplican por la exposición solar, también para permanecer hidratada y sana. En este terreno, la alimentación juega un papel esencial...

-Llevar el huerto a casa. Zanahorias, tomates, calabaza, hortalizas de hoja verde como las espinacas, el brócoli o las acelgas, lechugas, pimientos, perejil...

Todos ellos son fuentes de betacarotenos, una sustancia antioxidante (neutraliza los radicales libres), que además acelera la producción de melanina o, lo que es lo mismo, potencia el bronceado. Pero sus beneficios no se acaban ahí, algo que saben muy bien en el establecimiento especializado Gold Gourmet –www.goldgourmet.es–, con su propietario, Luis Pacheco, al frente.

Según los expertos, los betacarotenos aportan un beneficio extra: fomentan la síntesis de vitamina A, fundamental para una buena piel, huesos o dientes.

-Cambiar el pan blanco por el integral. Y la pasta, el arroz, los cereales... Los productos integrales tienen una gran ventaja sobre los blancos o refinados, en cuyo proceso de elaboración se desecha la cáscara -una fuente de vitaminas y minerales. Los integrales la conservan, por lo que su aporte, por ejemplo de vitamina B, un nutriente que hidrata la piel desde dentro, es mucho mayor.

-Beber mucha, mucha agua. A todas horas. Durante el verano la piel pide hidratación a gritos y no solo en forma de loción nutritiva. Hay que beber mucho líquido isotónico y tomar frutas con alto contenido en agua, como la sandía, el melón, la pera o la naranja para contrarrestar la pérdida de agua y mantener un nivel óptimo de hidratación...

-Llevar ‘tuppers’ de fruta fresca a todas partes. Para empezar contienen cantidades ingentes de agua, por lo que son ideales para hidratar por dentro y por fuera. Además, son ricas en vitaminas y minerales. Los zumos naturales son una gran opción para las perezosas. Si además incluyes frutas ricas en vitamina C (naranja, limón, frutas rojas o, papaya o kiwi) estarás contribuyendo a proteger las fibras de colágeno y elastina de la piel contra los daños causados por la radiación solar.

-Incrementar el consumo de pescado. La mayoría de los alimentos procedentes del mar son ricos en Omega 3, un potentes reparador tisular que hidrata en profundidad la piel y la aporta elasticidad, lo que repercute en un bronceado mucho más duradero. Durante el verano, los expertos recomiendan aumentar el consumo de pescados azules: atún, anchoa o boquerón, caballa, arenque, salmón, rodaballo, pez espada y lubina.

-Aliñar con frutos secos. Pistachos, nueces, semillas de girasol, anacardos... Su alto contenido en vitamina B los convierte en los mejores aliados de una piel elástica. La mejor forma de incorporar este tipo de alimentos a nuestra dieta sin caer en malos hábitos es añadirlos a las ensaladas o a los yogures desnatados. De esta manera estarás contribuyendo por un lado a aportar a la piel los nutrientes esenciales y por otro a mejorar el sabor de tus recetas más básicas.

-No abandonar las proteínas. Son unas excelentes regeneradoras de tejidos y aportan gran cantidad de nutrientes. Por eso lo expertos recomiendan no abstenerse de tomarlas. Eso si, hay que elegir de entre las mejores, las que contienen más cantidad de aminoácidos esenciales: las carnes rojas, el pescado y los huevos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Gacetas Locales
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.