El área de Medio Ambiente del ayuntamiento aplicará en junio una experiencia piloto que bajo el nombre Brilla Usera pretende que los vecinos participen en el cuidado y mantenimiento de su entorno más cercano.
Las Comunidades Temporales de Cuidado integradas por vecinos, tratarán de implicar al resto de sus conciudadanos en la correcta gestión de los residuos.

Además se organizarán talleres de sensibilización y charlas a pie de calle para fomentar la concienciación cívica, habrá sesiones educativas en colegios, centros culturales, comercios, etc.

Si la experiencia piloto funciona, Medio Ambiente podría extenderla a otros distritos de la capital.

Carmen Delgado